Cómo responder preguntas sexuales de los niños

Hoy abordaremos como hablar de sexualidad con los hijos de la tercera etapa, que son los niños de educación primaria. Una pregunta muy clásica y que muchos padres tienen dificultad explicándoles a los niños es, ¿Cómo nacen los bebés? Esto se debe, a que la mayoría fuimos educados en hogares donde la sexualidad era un tema Tabú. Pero no porque nos hayan educado así, significa que sea saludable.

Muy probablemente tú no lo sabes porque son cosas que se ocultan muy bien, pero este tabú e ignorancia hacen mucho daño. Desde abusos sexuales que se ocultan, hasta personas que a sus 70 años desconocen los que es una relación sexual placentera. Y entre muchos otros problemas que suceden pero se callan, así que no repitas algo malo solo porque es lo que conoces. Sabemos que no es fácil, pero hay que hablar con los hijos con toda honestidad sobre estos temas.

 

Entiendo que muchos tienen miedo de que si hablan de más o si no utilizan las palabras correctas, puedan hacerlo mal y terminar con hijos depravados porque sus padres les hablaron de cosas sexuales cuando no estaban listos. Pero eso no funciona así. Es todo lo contrario, ya que los casos más graves que he visto tanto de promiscuidad, adicción al sexo e incluso de pedofilia, se deben a que las personas se reprimen o sus familiares los reprimen.

Y llega un momento en donde explota esa represión en forma de conductas sexuales poco saludables. Ahora que ya sabes por qué hay que ser claros y directos con los hijos, lo único que te queda hacer es serlo, basta con explicarle que dentro del hombre y la mujer hay unas especies de semillas que se llaman células sexuales. Y que solo cuando las personas son adultas estas células maduran para poder crear a un hijo.

 

como-responder-preguntas-sexuales-de-los-ninos

 

Para esto el hombre coloca su célula sexual dentro de la mujer y al unirse se convierten en una célula que se va transformando durante 9 meses hasta convertirse en un bebé, y punto. Esta es la explicación básica y puedes simplificarla o explicarla con más detalles, dependiendo del interés y capacidad que veas en tu hijo. Pero nunca simplifiques las cosas por miedo a creer que lo vas a traumar, pues ya sabes que eso no funciona así.

Solo recuerda que queremos que vean esta información como algo natural y sin mayor relevancia Incluso podemos explicarle que los animales hacen exactamente lo mismo para que se dé cuenta que no es nada del otro mundo. Pues si el niño observa miedo en nosotros o que algo le estamos ocultando, querrá investigar por su parte y ya sabemos cómo puede acabar eso.

 

Pues siempre lo prohibido y lo oculto resulta más interesante, más tentador, más llamativo, y lo que realmente queremos es que los niños vean la sexualidad como que merece respeto, importante pero que no merece mayor atención y sobre todo que no vale la pena obsesionarse con ella, por qué ahí sí que tendremos problemas.